Lucho Avilés calienta la polémica: «Yo cazo para comer»

Luego del escándalo de la aparición de las fotos de Vanucci y Garfunkel cazando animales, también se filtraron fotos de otros famosos realizando la misma actividad, uno de ellos es Lucho Avilés, que esta mañana rompió el silencio en «Desayuno Americano».
«Esa foto que está circulando mía cazando a un jabalí es de hace dos años -explicó Lucho-, desde que me fracturé el húmero no cazo más. Las fotos de Garfunkel son de un desagrado total por tres cosas. Primero, porque nadie que haya estado en un polígono de tiro le apunta a otro; segundo, por la banalidad que muestra y además es la primera vez que veo a una mujer al lado de un cazador y tercero, yo nunca cazaría en África, yo cazo para comer, no soy capaz de matar a un animal que no como. Tampoco cazo con perros. No pido que todos estén de acuerdo conmigo. También entiendan que cuando ustedes comen un asado, alguien mató a la vaca. Yo practico tiro hace más de veinte años y tengo armas en mi casa».
Con respecto al enfrentamiento que se produjo en los últimos días, vía Twitter, con Gustavo Yankelevich que lo acusó de «maltratar actores en su programa sin ninguna consideración por la maldad misma», dijo: «Yo en su momento me fui de Telefe porque tuve una oferta de canal 9, de Romay muy superadora económicamente y que además me permitía llevarme todo mi equipo y que nadie se quede sin trabajo, si yo seguía en Telefe, Yankelevich quería que hiciera «El pueblo quiere saber» y todo mi equipo quedaba afuera. La realidad es que Telefe no soportaba que canal 9 tuviera un segmento líder que integrábamos Mirtha, Galán y yo. Él me hizo juicios penales y los perdió todos, hizo ahora esto por venganza. Yo no maltrataba a la gente, he tenido choques con un par de actores, nada más».
Pero, no todo fue tan fácil para Lucho, quien salió a cruzarlo fuertemente fue Laura Ubfal que le dijo: «Usted dice que le ganó todos los juicios a Yankelevich y es mentira, yo sé que perdió el que le hizo por Romina Yan, cuando usted la ofendió diciendo que llevaba un apellido circuncidado porque se lo había acortado. ¿No se arrepiente ahora de eso? ¿No le parece discriminatorio? ¿Usted entiende todo lo que le costó a Muscari un comentario que hizo, y usted dijo esa barbaridad?». Visiblemente a la defensiva, Avilés, firme en su postura, sólo dijo: «Bueno, no es agradable hablar de una persona que ya no está, le pediría disculpas a ella que era una persona adulta pero no a los papás».

Anuncios

Deja un comentario